Actos por el 105° Aniversario del Genocidio Armenio

El 24 de abril de cada año se celebra en la República  Argentina  el «Día de Acción por la Convivencia y el Respeto entre los Pueblos», en recordación del genocidio del pueblo armenio.

Desde hace 105  años el 24 de abril se conmemora un nuevo aniversario del Genocidio Armenio a manos del Imperio Otomano predecesor de la actual Turquía. Este año la pandemia por el coronavirus COVID-19 hace que la colectividad armenia de todo el mundo no pueda realizar sus actos como siempre. Esta terrible matanza que es aceptada  como el Primer Genocidio del siglo XX, aún no es reconocida por el gobierno Turco quien hace oídos sordos a los reclamos de Armenia como de más de treinta países que sí lo han hecho.

Mar del  Plata no está  ajena  a esta conmemoración, la que habitualmente tiene su acto central en el Honorable Concejo Deliberante de General Pueyrredon,  organizado por  la Asociación de Residentes Armenios en la ciudad, en el marco de conmemorar el 24 de abril de cada año en la República  Argentina  el «Día de Acción por la Convivencia y el Respeto entre los Pueblos», en recordación del genocidio del pueblo armenio, cometido por el Imperio Otomano entre 1915 y 1923″.

En Mar del Plata se derogó la odenanza 17.984 por la 24.025 la que mantiene el mismo espíritu que la anterior pero donde se reemplazó la palabra Tolerancia por Convivencia quedando redactada de la siguiente forma: «Encomiéndase al Departamento Ejecutivo realizar el 24 de abril de cada año, en el recinto de sesiones del Honorable Concejo Deliberante, un acto central en conmemoración del «Día de Acción por la Convivencia y el Respeto entre los Pueblos», en recordación del genocidio del pueblo armenio, cometido por el Imperio Otomano entre 1915 y 1923«.

Cabe destacar que se trata de una de las más crueles matanzas que registra la historia de la humanidad y la primera ocurrida en el siglo XX: el exterminio, entre los años 1915 y 1923, de 1.500.000 de personas, incluyendo ancianos y niños.

La comunidad internacional le ha dado la espalda durante muchos años y aún hoy no termina de ser reconocido por sus responsables, el estado turco, a pesar de ser contemporáneo  y generar un antecedente. La impunidad de esos hechos sirvió como fundamento para el Holocausto. Hay una frase que la historia  no olvida de Hitler en Auschwitz:“ ¿Quién se acuerda hoy del genocidio contra los armenios?¨, se jactaba. Eso significa que el hecho de que no se haya condenado implicó, de alguna manera, una vía libre para que el nazismo haya planificado y ejecutado lo que después hizo.

Tuvieron que pasar 70 años para que una comisión de las Naciones Unidas aceptara calificar el caso armenio como el de un genocidio y aprobara una resolución que expresaba que “el genocidio de los armenios es un crimen internacional del cual el Estado turco debe asumir su responsabilidad”.

Tal como decía en un artículo publicado en 1995 el historiador argentino Emilio J. Corbière “los gobernantes turcos proceden como Videla, Viola y Massera. Para ellos los asesinatos no fueron tales. Desaparecieron y no existieron”.

El genocidio armenio existió y se sabe quiénes fueron los responsables. Pero los responsables no lo reconocen y mucho menos se muestran dispuestos a pedir perdón.