Boca: único argentino entre los equipos coperos sin descenso

No son muchos los equipos animadores de la Copa Libertadores que evitaron el bochorno del descenso. De hecho en Argentina solo Boca Juniors lo ogró. Vea la lista de verdaderos grandes.

Argentina

Boca: Es el único club grande de Argentina que nunca perdió la categoría, después de que descendieran River en 2011 e Independiente en 2013. Luego de llegar a Primera en 1912, acumula 38.956 días en la máxima categoría.

Entre llantos e insultos River marcha a la «B» (2011)

Brasil

Flamengo: El reciente campeón de la Libertadores es el equipo con más antigüedad de los tres. Desde su fundación en 1895 (124 años) no conoció la Serie B. Además, cosechó seis Serie A, tres copas de Brasil y una gran cantidad de competiciones estaduales.

San Pablo: Uno de los tres equipos, junto con Santos y Gremio, que tiene tres Copas Libertadores. Aunque en 2017 coqueteó con el descenso, pudo repuntar en el final del torneo y terminó a siete puntos de la promoción.

Santos: Sin dudas el que mejor aprovechó su prolongada estadía en Primera. El tradicional club donde brilló Pelé ganó 8 campeonatos, 22 torneos estaduales y una Copa de Brasil. A nivel internacional, como si fuera poco, tres Libertadores, la última en 2011 con Neymar como figura, además de dos intercontinentales.

Cruzeiro: otro grande de América que marcha al descenso

Bolivia

Oriente Petrolero: El club cruceño es uno de los dos que no descendió aún. Además, fue el primero en su ciudad en lograr un título nacional; en total fueron cinco.

The Strongest: A diferencia de Oriente Petrolero que se fundó en 1955, el aurinegro nació bastantes años atrás, en 1908. El conjunto de La Paz jamás bajó de categoría y con 15 títulos es el segundo más ganador de campeonatos de Primera detrás de Bolívar, que tiene 22 y sí descendió en 1964.

Chile

Colo Colo: ​Un caso similar al de Boca. El Cacique es el único grande que no perdió la categoría y, además, es el equipo con más títulos (48) entre los cuales se encuentra la Libertadores, un trofeo que ningún equipo de ese país posee.

Colombia

Atlético Nacional: En el país cafetero no es un logro más no descender ya que los equipos más ganadores no perdieron la categoría. Sin embargo, sus dos Copas Libertadores, 16 campeonatos de Primera A y sus cuatro Copa Colombia, lo ponen un escalón por encima del resto.

Deportivo Cali: El verdiblanco es el club con más antigüedad entre los siete que no descendieron: se fundó en 1912 (107 años). A su favor, cuenta que su clásico rival, América de Cali, fue el único de los más ganadores que le tocó perder la categoría en 2011 y no subió hasta 2016.

Independiente de Medellín: El que le sigue a Deportivo Cali en el orden de años: se creó en el mismo mes, pero un año después (106 años). Hubo un par de temporadas, a fines de los 90 y principios de esta década, en las que tuvo inconvenientes con los promedios, pero rápidamente se libró de ellos.

Independiente Santa Fe: ​El Cardenal es otro de los que pertenece al grupo de los siete pesos pesados del país que no descendieron. Desde su fundación en 1941 estuvo cerca de perder la categoría en los años 1993 y 1994. Un dato: es el único equipo colombiano que ganó la Copa Sudamericana: fue en 2015 ante Huracán.

Junior de Barranquilla: Es el único equipo de su ciudad que no bajó a la segunda categoría. En Junior milita Teófilo Gutierrez, un emblema, quien cuando llegó en su primera etapa lo hizo en un momento difícil para el club ya que había tenido una de sus peores campañas y peleaba la parte baja de la tabla.

Millonarios: Con 20 títulos (15 campeonatos y dos copas nacionales entre los más importantes), es el segundo más ganador de Colombia detrás de Atlético Nacional. Su año más complicado fue el 2010, ya que comenzó a nueve puntos del último en la tabla de promedios.

Once Caldas: Quizás el equipo con menos pergaminos de los siete que no descendieron. Sin embargo, la Copa Libertadores obtenida en 2004 frente al Boca de Carlos Bianchi lo coloca en otro lugar de privilegio: es uno de los dos clubes colombianos que poseen dicho título.

Ecuador

Barcelona: Es el único equipo ecuatoriano que no descendió, pero, a diferencia de Boca y Colo Colo, no es el que más títulos ganó. Liga de Quito tiene 16 estrellas, entre ellas las Copas Libertadores y Sudamericanas, mientras que los Canarios ganaron 15, todos torneos locales.

Paraguay

Olimpia: Considerado «El Decano» por se el primer club en el país (1902). Luego de la Copa Libertadores obtenida en 2002 ante Boca, el club tuvo malas actuaciones en el torneo paraguayo (salió último en uno de ellos) y estuvo cerca de perder la categoría.

Cerro Porteño: ​El más polémico de los tres. En 1929, el Ciclón de Barrio Obrero salió último y debía descender. Sin embargo, ese mismo año se implementó un decreto el cuál no permitía descensos.

Guaraní: ​Es quien le sigue a Olimpia en cuanto a antigüedad: nació en 1903, un año después y disputa «El Clásico más Añejo» junto al Decano. El equipo dirigido por el argentino Gustavo Costas, tiene 11 títulos nacionales y se posiciona en el cuarto lugar debajo de Libertad, que sí descendió.

Perú

Universitario: A pesar de ser los únicos que no perdieron la categoría, ni la U, ni Sporting Cristal son los equipos más antiguos. Universitario se fundó en 1924 y desde allí nunca bajó de categoría y se convirtió en el más ganador del país con 26 títulos;,res más que Alianza Lima que le tocó descender en 1938.

Sporting Cristal: Un club que se lo podría denominar nuevo, en comparación con otros, ya que nació en 1955. La Máquina Celeste es considerado como uno de los tres grandes de Perú. En orden de títulos está tercero, cuatro menos que Alianza Lima, pero nunca descendió, aunque en 2007 tuvo una de las peores campañas de su historia y estuvo muy cerca.

Uruguay

Nacional: Con Peñarol son, sin duda, los dos monarcas del fútbol charrúa. El Bolso se fundó en 1899 y junto a su eterno rival son además los de más antigüedad. En sus 120 años cosechó ¡157 títulos! siendo el más ganador de Uruguay. Sin embargo, el Manya fue quien más veces se quedó con el clásico (18 partidos de diferencia en partidos oficiales) y el que posee más Libertadores: cinco.

Peñarol: El otro que no cayó a segunda división en Uruguay. Se fundó en 1891 bajo el nombre de Central Uruguay Railway Cricket Club (CURCC) y en 1913 cambió a su actual nombre. A pesar de tener menos títulos que su clásico rival, fue cinco veces campeón de América, mientras que el Bolso consiguió tres.

Venezuela

Caracas: Nació el 12 de diciembre de 1967. Sin embargo, fue en el año 1984 cuando comenzó a jugar profesionalmente. Es el más ganador con del país con 11 títulos de Primera y cinco Copas Venezuela.

Deportivo Táchira: El otro que no descendió y el que sigue a Caracas como los dos que más ganaron. Los Aurinegros persiguen a los capitalinos con nueve títulos (ocho Primera y una Copa Venezuela).

Aclaración: el repaso abarca a los 24 equipos más tradicionales del continente, aunque hay otros más que no bajaron de la categoría. Defensa y Justicia es uno de ellos, por caso: escaló desde la D hasta Primera sin descender. Luego en otros países hay equipos jóvenes, con menos de treinta años de vida, que tampoco perdieron la categoría: Patriotas Boyacá (2003), Alianza Petrolera (1991) y Jaguares de Córdoba (2012) en Colombia o Zulia (2005), Zamora FC (2002), Deportivo Lara (2009), entre otros, en Venezuela.