Exequiel Palacios tras los pasos del gran “Negro” Juan José López

Por José Luis Ponsico (*) –    Jota Jota López tenía 19 años, cuando debutó por la visión de Didí, justamente la edad del tucumano Exequiel  Palacios, una apuesta de Gallardo.

José L. Ponsico

En la primavera del 70, el notable conductor del “scracht” de Brasil,. campeón mundial (Suecia´58) que repitió en Chile´ 62 un “ingeniero” del fútbol apodado “Didí”, cuyo verdadero nombre y apellido remitía a Waldir Pereira -con “i” latina- puso en la primera de River, al “Negrito” de Guernica de apenas 19 años.

 Le decían “el Mapuche” a Jota Jota López. En la tercera asombró una tarde en cancha de Chacarita Jrs. en San Martín. Contado por él:  “creo que pasé a cuatro y entré al arco con la pelota. Un segundo antes me detuve en la raya. La gente de River deliraba”, Balneario 12, verano 2005, lo contaba la “Garza” Juan Carlos Guzmán como testigo.

JJ López: pinta y estirpe de crack

Jota Jota López tenía 19 años, cuando lo subió “Didí”. Curiosamente la edad del tucumano Exequiel -con “x”- Palacios, de Famaillá, paraje de turismo no cercano a Lules, donde nació Ramón Palito Ortega, también de River … La tierra de Alberdi, Roca, Mercedes Sosa, Albrecht, además del cantautor de “La Felicidad y Yo tengo fe

Esta vez, Marcelo Gallardo hizo del gran “Didí”: lo tenía visto en el año 2016 y lo hacía entrar unos minutos en amistosos. En noviembre 2016 River puso suplentes y Palacios jugó casi 70 minutos contra Ñuls. Dominaba River hasta que Nacho Scocco tomó una pelota de aire y metió un golazo. Allí, convenció a Gallardo. Un año y medio más tarde, lo adquiría River. Casi 30 goles en 55 partidos.

Didí llega a River y con él la revolución de los jóvenes.

Juan José López, después del Charro (José Manuel) Moreno –posiblemente- el 8 más completo que tuvo River en 87 años de profesionalismo. Inteligencia, legada, goles inolvidables, conducción estratégica … River ganó 7 campeonatos entre 1975 y 1981 con el Negro López como “Gran Conductor”, en remisión a “La Marchita” cantada por Hugo del Carril

Angel Labruna decía: “Si me falta el Beto Alonso, apunta el zurdo (Alejandro) Sabella y queda una doble punta Luque-Pepona Reinaldi; el que no puede faltar es Jota Jota”. El “arquitecto” constructor del múltiple campeón de la segunda mitad de los 70, tras la larga espera de casi 18 años, desde diciembre´57 a agosto´75.

 Palacios, físico espigado, casi 1.78, dos centímetros más que “su papá” no  biológico, contra Racing armó las dos previas. Por la derecha trianguló con el colombiano Juan Fernando Quintero, zurdo jugando de 8, armador nato -éste podría haber sido “nieto” de “Gerson”, genio de Brasil´70- luego hubo otra jugada de elaboración en ataque

 Se prendió insólitamente Gonzalo Montiel, hace dos años “central”, duro, rocoso, llegado de La Matanza. Contra Racing con vertiginoso ida y vuelta y yendo como si fuera Dani Alves -palabras mayores en lateral derecho- pared con Rafael Santos Borrécentro atrás de Montiel y la “calzó” Lucas Pratto, esperando cuatro meses para un gol de semejante valor”.

Exequiel Palacios y uno de sus goles a Rácing

Palacios en el segundo gol, cuando Neri Cardozo cometió el grave error de una entrega corta, salida de River con cuatro al ataque, la pelota la lleva el tucumano, pasa por Quintero, espera a Borré, alguien de Racing se cruza –Matías Zaracho sin querer devuelve “la pared” al pibe de Tucumán que repite el gol en Avellaneda contra el mismo rival. Zurdazo, bajo, cruzado. A lo “Jota Jota”. Un “crack”

En El Cilindro antes del receso River le ganó a Racing 2-0 en una gran noche de Franco Armani, que tapó tres situaciones de gol de “las imposibles” -gran partido de Lautaro Martínez; pudo ser el partido que convenció a los directivos del Inter de Milán,
para adquirirlo en 25 millones de dólares- pero Palacios ingresando por la izquierda definió con serenidad de veterano.

Maestro y alumno: uno cree y el otro cumple

El futuro es incierto. Como el de nuestro país y naturalmente el del mundo. No obstante, Palacios merece encontrarse con Juan José López, injustamente “castigado” como DT. por el descenso de River de junio 2011 -tarde fatídica contra Belgrano de Córdoba- para decirle “Gracias” … Reconocimiento al mismo fútbol, con una misma camiseta, 45 años después

(*) Nota del redactor. Conocimos con Juan Carlos Guzmán, popular “Garza” al hijo, por entonces pequeño, de “Jota Jota” en una tarde inolvidable, calurosa, febrero 2005. Balneario 12. Un mundo del fútbol y charla de dos horas y media con Juan José López

“Jota Jota” que se casó con una mujer joven cuando el notable “8” estaba cerca del medio siglo de vida, ése verano tenía un hijito -también una niña- de no más de cinco años. Las cuentas lo acercan mucho al tucumano Palacios.

 

López, hoy, ronda los 67 años de edad. Palacios, 19

 

(**) Columnista de La Señal Medios, Libre Expresión y Mundo Amateur