La Municipalidad pondrá en funcionamiento seis radares móviles

La instrumentación del sistema de fotomultas tendrá un comienzo formal este lunes. El sistema -producto de un convenio con la UTN- será operado por agentes de Tránsito y de CECAITRA

            En el marco del Programa Integral de Seguridad Vial y Movilidad Urbana Sustentable, este lunes la Municipalidad pondrá en funcionamiento los 6 radares móviles que -junto a 12 radares fijos y 3 tótem- formarán parte de la iniciativa del municipio para detectar infracciones de tránsito.

            En ese sentido, los cinemómetros móviles (que llegaron  a través de un convenio suscripto con la Universidad Tecnológica Nacional) se dispondrán de acuerdo a demanda e irán variando de lugar, determinando solamente la velocidad de cada vehículo. Cada uno de ellos será operado por personal de Tránsito capacitado especialmente, quien estará acompañado por trabajadores de la Cámara de Empresas de Control y Administración de Infracciones de Tránsitode la República Argentina (CECAITRA).

            Por su parte, los radares fijos controlarán velocidades, cruce de semáforo en rojo e invasión de senda peatonal, mientras que los tótem reflejarán de manera gráfica la velocidad en la que circula cada vehículo que pasa.

            Hace unos días, el Intendente Carlos Fernando Arroyo presentó el Programa, que se suma a las iniciativas del municipio de charlas en las escuelas, campañas de alcoholemia y prevención en las calles que tomó como iniciativa el Ejecutivo. “Esto es la culminación de un viejo proyecto que se pone en marcha a través de una empresa que es CECAITRA que trae elementos de primera innovación, todo material homologado y nuevo”, explicó el jefe comunal.

            “Lo que buscamos desde la administración es proteger la vida humana, la seguridad de las personas, lograr que baje el índice de accidentes que ha sido demasiado alto y que generalmente se debe al exceso de velocidad o al consumo de estupefacientes y bebidas alcohólicas. Habrá señalización -en todos los casos- para que nadie se llame a sorpresa, esto no tiene un objetivo recaudatorio sino de protección de la vida humana, de la seguridad de las personas, y de nuestras criaturas. Van a haber zonas delimitadas sobretodo en los ingresos a la ciudad, en avenidas peligrosas y vamos a tratar de ir cubriendo todos los aspectos”, remarcó Arroyo.