Más que un tren la CGT le tiró una «vagoneta» encima a Máximo

«Este muchacho no laburó en su vida y nos va a venir a decir a nosotros cómo tenemos que manejar la CGT» dijo el dirigente Carlos Acuña. Kirchner los había criticado anteriormente.

 

De esta manera, el co-secretario general cegetista Carlos Acuña, mostró su bronca en una reunión a puertas cerradas del Consejo Directivo de la central obrera contra Máximo Kirchner. Sus dichos fueron corroborados a Clarín por un puñado de sindicalistas que participaron del encuentro y que también estaban molestos.

El viernes pasado, en una sesión en Diputados, el hijo de la vicepresidenta y jefe del bloque del Frente de Todos había castigado a la CGT por haber mantenido una reunión virtual con los dueños de las empresas más poderosas del país, nucleados en la Asociación Empresaria Argentina (AEA).

“Hicieron Zoom desde sus casas mientras les piden a los trabajadores que vayan a producir a riesgo de enfermarse y que hay que salir porque si no el país no produce”, había chicaneado Máximo Kirchner. Sarcástico, añadió: «Me parece bien y responsable que se cuiden por la edad que tienen».

En su discurso durante el tratamiento en la Cámara baja de la moratoria impositiva, el diputado citó una parte del documento suscripto por la CGT y la AEA en la que se afirma que «Argentina viene de muchas décadas de un mal desempeño económico».

«Si vamos por ahí vamos a estar en un error, yo le preguntaría, por ejemplo, a Héctor Daer que me diga cuántos afiliados tenía el 25 de mayo de 2003, cuántos afiliados tenía el 10 de diciembre de 2015 y cuantos tenía el 10 de diciembre de 2019. O le preguntaría también a los otros gremios cuantos afiliados tenían y ahí vemos realmente si es tantas décadas», dijo Máximo Kirchner.