Nisman 1 – Cristina 0: la ex presidente a juicio oral por la AMIA

La denuncia que le costó la vida al fiscal del caso AMIA venció al tiempo y la intento de olvidarla. La ex presidente y varios de sus funcionarios y allegados deberán responder a la justicia.

El juez federal Claudio Bonadio elevó este lunes a juicio oral la causa por el encubrimiento del atentado a la AMIA en la que están imputados la ex presidenta Cristina Fernández de Kirchner y el ex canciller Héctor Timerman, el diputado Andrés Larroque, el piquetero Luis D’Elía y el activista de Quebracho, Andrés Esteche.

En el mismo escrito, el fiscal que apareció muerto con un tiro en la sien en su departamento de Puerto Madero aseguraba que el Gobierno “no tenía interés” en avanzar con la investigación sobre el atentado a la AMIA.

Nisman denunciaba también “la existencia de un plan delictivo destinado a dotar de impunidad a los imputados de nacionalidad iraní acusados en dicha causa, para que eludan la investigación y se sustraigan de la acción de la justicia argentina, con competencia en el caso”.

“La decisión deliberada de encubrir a los imputados de origen iraní (…) fue tomada por la cabeza del Poder Ejecutivo Nacional, la Dra. Cristina Elisabeth Fernández de Kirchner, e instrumentada principalmente por el ministro de Relaciones Exteriores y Culto de la Nación, Sr. Héctor Marcos Timerman”, aseguraba Nisman en la denuncia.

Pedido de la ex Presidenta y cambio de defensor

En este expediente, la ex Presidenta había pedido precisamente la inmediata elevación a juicio oral y cambió su defensa hace pocos días, de cara a la próxima etapa.

El abogado de Cristina Kirchner será el ex jefe de gobierno porteño Aníbal Ibarra quien la represente durante el juicio.