Primer fin de semana de 2020 deja buenas señales

Más de 830.000 personas en diciembre y un primer fin de semana del año con la ciudad en pleno movimiento pueden se augurio de una temporada de buenos resultados.

Mar del Plata vive su primer fin de semana de enero con buen nivel de ocupación, mejor cantidad de reservas para los próximos días y un optimismo compartido entre los operadores turísticos locales. La temporada -reconocen- se está presentando “mejor de lo que se esperaba” hace varios meses atrás y la mayoría de los sectores espera y confía que la recepción de turistas siga creciendo.

Que haya mejorado el tiempo fue clave. Las últimas semanas de diciembre el calor brilló por su ausencia, prácticamente no hubo “días de playa plenos” y el clima se pareció más al invierno que a la temperatura esperada para esta época.

Pese al pronóstico de tormentas que rige para hoy, el fin de semana registra un satisfactorio movimiento turístico que alienta las expectativas para el resto de enero, mientras crecen las consultas y reservas para febrero.

Se dice, históricamente, que la temporada en Mar del Plata empieza “después del 6”, es decir, una vez que pasen los Reyes Magos. La apreciación compartida por los diferentes operadores turísticos es que este año varias familias anticiparon su descanso y el “movimiento fuerte” comenzó antes y se pegó al arribo de turistas para Fin de Año. De hecho en diciembre la ciudad recibió a casi 830.000 turistas, un 4,4% más que el mismo mes del 2018 y La Feliz fue el destino más elegido para empezar el 2020.

Enero comenzó con mal tiempo y la consecuente preocupación de quienes administran hoteles, balnearios y actividades recreativas al aire libre, pero la temperatura se acomodó justo para el fin de semana.

Ayer, el termómetro rozó los 30 grados y las familias que llegaron en los 670 vehículos por hora que atravesaron el peaje de Maipú pudieron aprovechar el mejor día de playa de las últimas semanas, igual que los pasajeros de los 272 micros que llegaron ayer -en su mayoría llenos- a las distintas plataformas de la estación Ferroautomotora.

Los arribos se concentraron entre el viernes y el sábado, aunque el movimiento en las rutas y en la terminal -también en los trenes y en el aeropuerto Astor Piazzolla- fue superior ayer, según distintas fuentes consultadas por LA CAPITAL.

En la Autovía 2 el tránsito fue “intenso pero fluido” de cara a este fin de semana, afortunadamente sin accidentes y con óptimas condiciones climáticas. También la Ruta 11 se mostró fuertemente transitada hacia Mar del Plata con un “arribo constante” de vehículos por este acceso.

El movimiento de este fin de semana llevó a que la ocupación hotelera se acerque -en promedio- al 60% (en algunos establecimientos roza el 80%), un número que “no está para nada mal” para empezar el mes, según confiaron desde la Asociación Empresaria Hotelera y Gastronómica, que detectaron además un “buen nivel de gasto” per cápita.

“La gente gasta hoy porque no sabe cuánto saldrán las cosas mañana y dentro de la incertidumbre, eso ayuda”, indicó un conocido empresario gastronómico en el marco de un fin de semana con “buena cantidad de gente”.