Tte. Gral. Juan Pistarini: el constructor que murió olvidado

Un día como hoy pero de 1956, moría en el Hospital Militar, a donde fue trasladado desde el penal de Usuhaia, privado de atención médica y mal alimentado, el teniente general Juan Pistarini.

El oriundo de Victorica, La Pampa, supo ser vicepresidente de la Nación y ministro de Obras Públicas del país durante el gobierno de Juan Domingo Perón, además de ser ingeniero militar y oficial, llegando a integrar el Estado Mayor del Ejército.

Nace el 20 de diciembres en Victorica, Provicincia de la Pampa el teniente general Juan Pistarini, militar, ingeniero civil, hijo de una familia de origen italiana.

Tras ingresar a los 17 años al Colegio Militar, revistó en unidades de zapadores pontoneros y comunicaciones antes de ser enviado a Europa para graduarse de ingeniero civil. A su regreso, cursó en la Escuela Superior Técnica y en la Escuela de Guerra, donde se recibió de ingeniero militar y de oficial de Estado Mayor.

Entre 1932 y 1940 acompañó a Perón a Italia y con el inicio de la 2da. Guerra Mundial, retornó al país y ejerció funciones de Director General de Ingenieros.

En 1943 actuó como comandante de Campo de Mayo y plantó más de un millón de árboles.

En ese mismo año formó parte del GOU (Grupo de Oficiales Unificado) y participó en la revolución del 4 de junio de 1943.

Pistarini junto a Perón y Evita en la inauguración de un cine en un barrio obrero

En 1944 y ya en su gobierno, retomó la titularidad del ministerio de Obras Públicas, que había ejercido durante la presidencia de Agustín P. Justo y donde pergeñó la idea sobre el aeropuerto internacional. En ese año, el del terremoto de San Juan, ordenó grandes construcciones para paliar sus efectos.

El 20 de octubre de 1946, fue designado vicepresidente del gobierno de facto del General Edelmiro J. Farrell pero retuvo el cargo de Ministro de Obras Públicas.

Después de las elecciones del 24 de febrero de 1946, que consagró a la fórmula Perón-Quijano, fue confirmado en esa cartera.

Pistarini le hizo construir los edificios de Vialidad Nacional, del Ministerio de Obras Públicas, el emplazamiento de Obras Sanitarias de la Nación (hoy Aguas Argentinas) y las sedes de otros organismos nacionales.

Al mismo tiempo, desarrolló una flota fluvial que llegó a ser la primera de Latinoamérica y la cuarta del mundo y por supuesto, levantó el aeropuerto internacional de Ezeiza y la autopista que la conecta con la ciudad.

El aeropuerto de Ezeiza tal cual se veía en su inauguración

Entre 1944 y 1952 construyó miles de kilómetros de rutas, realizó obras para el cambio de mano (a partir del 6 de junio de 1945, se comenzó a circular por la derecha); levantó 10.000 escuelas, 1.017 institutos secundarios y terciarios; la mayoría de los cuarteles del Ejército, hoteles de turismo en San Luís, Paso de los Libres, Ushuaia, Bariloche, entre otras ciudades del interior, y complejos de turismo social en Chapadmalal y Embalse de Río Tercero, espacios de esparcimiento y balnearios populares como el de Costanera Norte; barrios inspirados en la construcción colonial misionera que admiró durante un viaje a California; el de suboficiales en Campo de Mayo; el de Saavedra; los barrios populares y de mono-bloques y que, con la acción del Banco Hipotecario, saldó el déficit nacional de viviendas que era de 650.000 unidades.

La Unidad Turística Embalse, en Córdoba que levantó entre 1946 y 1955, estaba compuesta por siete hoteles y 51 bungalows con una capacidad para albergar a 3.000 personas y ofrecía servicios de correo, farmacia, cabinas telefónicas, confitería bailable, capilla, ermita, galerías comerciales, salón de teatro, sala de cine, servicio de bar en cada hotel y de mantenimiento. En la planta recreativa, contaba con dos piletas y un mirador turístico. El complejo estaba rodeado por un parque y levantado en los terrenos que pertenecían a la cancha de golf de la estancia Aguada de Reyes.

Los hoteles turísticos de Chapadmalal construidos por Pistarini

Amaba los árboles. Los hizo plantar por millones en todos lados, y de diversas especies.

Su gestión concluyó el 4 de junio de 1952.

Después de la revolución de 1955, cayó detenido y fue preso al penal de Ushuaia.

Con su familia perseguida, fue sujeto a torturas morales e indignidades como la de negarle su pensión de militar retirado, se le inhibieron sus bienes y privado de asistencia médica, murió a los 74 años en el Hospital Militar, el 29 de mayo de 1956.


El Aeropuerto Internacional Juan Pistarini de Ezeiza

El aeropuerto fue inaugurado el 12 de marzo de 1949, y en a ocacion dijo Pistarini:

“El monumental aeropuerto que el pueblo ya admira con cariño por que lo sabe suyo, las hermosas colonias que atraen todos los veranos a millares y millares de niños, los magníficos balnearios de aguas saladas y los grandes bosques en formación con más de tres millones de árboles, están granjeando a Ezeiza de una notable y creciente popularidad y revelan el acierto del Gobierno al dotar al pueblo de un espléndido lugar de esparcimiento, amplio y sano a las puertas de la Capital”.

El aeropuerto, que fuera considerado el más grande del mundo, fue construido con un espesor tan grande de cemento que nunca necesitó de una modernización para adaptarse a las enormes naves que hoy aterrizan. No sólo construyó esa vía de comunicación que nuestro periodista decano, Julián Sánchez Parra, bautizo «La Puerta al mundo», sino que proyectó y erigió los barrios Uno y Ciudad Evita, las piletas y el bosque.

El 30 de abril de 1949, tras consultar en el asado inaugural realizado en los hangares y compartido con los obreros, el propio Presidente Juan Perón, acompañado por Eva, fundamentó la designación de esta manera: “El aeródromo de Ezeiza, que de hoy en adelante se llamará Ministro Pistarini, llevará ese nombre no por decisión del Gobierno, lo que representaría un acto administrativo más, sino por decisión de los propios trabajadores que lo han construido, decisión popular que en nuestros tiempos, en esta nueva Argentina, tiene más valor que si el propio Gobierno lo hubiera dispuesto”. Por aclamación, los trabajadores habían señalado el nombre de Juan Pistarini.