Roberto Gonzalo y Germán Burgos, honran al deporte marplatense

Por José Luis Ponsico (*) – En medio de la vorágine por los días previos al Mundial, pasaron de largo hechos de los que honran al fútbol marplatense. Uno campeón en Europa y el otro reconocido en casa.

Jose Luis Ponsico

En medio de la vorágine por los días previos al Mundial de Rusia 2018, pasaron de largo  acontecimientos con diferencias de horas, de las que honran al fútbol marplatense: Germán “Mono” Burgos, 47 años, ex arquero del club Florida, promesa en los 80, consagrado en Ferro  Carril Oeste, guiado por Carlos Timoteo Griguol, multicampeón con River en los´90, ahora  “ayudante técnico” de Diego Simeone, campeón de la UEFA. con Atlético Madrid.

Roberto Gonzalo agasajado por el Concejo Deliberante

Casi al mismo tiempo, Roberto  Gonzalo, 75 años, lateral derecho de Talleres, Puerto, luego la selección local, destacado en Deportivo Español hace medio siglo; más tarde una de las figuras del inolvidable equipo de Gimnasia y Esgrima La Plata (1970) sub-capitán, antes de viajar a Jujuy de donde llevó a River, ya DT. al notable Ariel “Burrito” Ortega, en 1990. “Cacho” Gonzalo honrado “Ciudadano Ilustre” de Gral. Pueyrredón.

Burgos campeón con el Atlético de Madrid

Los avatares de los Medios por papelón de la AFA. con el gobierno de Israel, amistoso suspendido,  por no dimensionar riesgos. Un encuentro pactado con Lionel Messi agasajado por el universo israelí,  invitaba al rencor de los <duros< de Palestina, con todo el mundo que sabe de 70 años de Guerra en  Medio Oriente. Allí, los odios no tienen retorno. El DTJorge Sampaoli no estaba de acuerdo con el  partido y los jugadores menos. Lo que tapó todo.

Burgos, ahora parece la síntesis “humana” con “Yetti” del Himalaya,: barbado, pelo negro y largo, físico de 1.90, peso que excede los cien kilos, dirigió al “Aleti” en la final por la suspensión de su amigo “Cholo” Simeone. Amistad que viene de la selección de Daniel Passarella,  hace 20 años.

El Mono y Simeones, amigos desde los tiempos de la Selección de Passarella

Ambos nacidos entre 1970 y 71, vivieron la experiencia previa al Mundial de Francia´98  y llegaron hasta la revancha de Holanda que nos eliminó sobre la hora.

Gonzalo regresó hace un cuarto de siglo en su querida ciudad, perfil bajo, muy querido por las camadas de ex futbolistas que fueron protagonistas en años 60, 70 y 80. Perteneciente a una familia de otros ascendentes jugadores: sus hermanos Luis, ex Independiente, y Héctor, los dos delanteros que llegaron a Primera en Talleres con Roberto, éste la figura.
El Concejo Deliberante de Gral. Pueyrredón hace algo más de una década honró a Germán Burgos -se recuperaba de una enfermedad; antes de ser DT. y ayudante de Diego Simeone- como  “Ciudadano Ilustre”. Algo que tiempo después repitió River Plate: Burgos se arrodilló en el césped  del Monumental de Nuñez, al tiempo que lo abrazaba el legendario Amadeo Raúl Carrizo.

Jorge Olguín también supo del reconocimiento de su ciudad adoptiva

A fines del año 2016 Jorge Mario Olguín, “crack” de la selección que ganó el Mundial 78, nacido en  Dolores hace 64 años, pero futbolísticamente “hecho” en el Club Alvarado, también recibió la distinción  de los representantes del arco político marplatense.

Curiosamente, Olguín y Gonzalo alcanzaron su mayor dimensión en el mismo puesto. Aunque reune un récord: tres veces campeón con San Lorenzo, bicampeón en el 72; Nacional´74, luego la selección llevado  por César Menotti, Mundial 78; sin olvidar títulos con Independiente, 1982 y Argentinos Jrs. Títulos de  AFA. Copa Libertadores y finalista en Japón memorable definición por penales contra Juventus de Italia.  Campeón con Michel Platiní, 1985.
Hijos del deporte marplatense que triunfan por el mundo. Entre los
“hallazgos” de Gonzalo, figura el zurdo Wálter Erviti.
(*) Columnista de La Señal Medios y Libre Expresión